Retro Análisis: Super Mario Bros. 3

La saga de Super Mario Bros es, sin duda alguna, una de las mejores exponentes del género de plataformas que nos llenó de títulos excepcionales, cuando muchos de nosotros dábamos nuestros primeros pasos en esto de los videojuegos. Hablando a título personal, cierto día llegó hasta mis manos un cartucho de NES que cambiaría mi vida para siempre, y me refiero al increíble Super Mario Bros 3, uno de mis videojuegos favoritos de todos los tiempos, al que le guardo un cariño y una admiración especial. Así que el post de hoy va dedicado a la tercera entrega del fontanero italiano, que cambió el rumbo de la industria del ocio electrónico, convirtiéndose en un hito dentro del género de las plataformas.

Siguiendo el legado heredado de sus dos entregas anteriores (en Japón fueron tres, incluyendo “Super Mario Bros: The Lost Levels” que sería publicado posteriormente en Europa y América), esta tercera parte nos lleva nuevamente de la mano de Mario y su hermano Luigi en su aventura a lo largo de ocho mundos genialmente concebidos mientras vamos liberando a los monarcas del Reino Champiñón, que han sido secuestrados por los hijos de Bowser. Hablando de su guión, no presenta mayores novedades o variaciones a lo que ya habíamos visto antes, pero serían sus otros apartados los que convertirían a SMB 3 en una joyita para disfrutarla de principio a fin.

Super Mario Bros. 3 (NES)

Super Mario Bros. 3 (NES)

De entrada quedaba en evidencia que a nivel gráfico el juego había mejorado muchísimo, con unos decorados mucho más coloridos, con nuevos elementos que enriquecían cada uno de los niveles que debíamos ir completando para avanzar en nuestra aventura. A la par de la parte gráfica y estética, las posibilidades jugables también se habían incrementado considerablemente. Por una parte, nuestro personaje contaba con nuevas habilidades y movimientos, pero eran los ítems y trajes los que se llevaron los aplausos. Desde una hoja que nos permitía suspendernos en el aire por unos pocos segundos, y que convertía a Mario en un mapache, pasando por el traje de rana que incrementaba nuestras habilidades acuáticas, o el traje de martillo que convertía a nuestro personaje en el enemigo Hammer, permitiéndonos lanzar martillos y resistir algunos ataques. Otro ítem muy recordado fue la flauta, que tenía la particularidad de llevarnos a secciones secretas del mapa, y que cada vez que la usábamos producía la misma melodía que se escuchaba en The Legend Of Zelda.

Otra característica fundamental que sería recurrente a partir de esta entrega son los mapas del mundo, que nos mostraban una perspectiva de lo que nos esperaba en el mundo en el que nos encontrábamos, y que nos permitían determinar el camino a seguir hasta llegar a la fortaleza final para poder avanzar al siguiente. Con la introducción de esta mejora, el juego fue dotado de una nueva característica: la no linealidad, y es que este pequeño mapa cambió muchísimo la forma en la que se jugaba, pues por primera vez teníamos la posibilidad de ser nosotros los que decidamos la ruta que queríamos seguir, dejando atrás la secuencia lineal y predeterminada de niveles que vimos en títulos pasados.

Uno de los mapas de mundo en Super Mario Bros. 3

Uno de los mapas de mundo en Super Mario Bros. 3

Cada uno de los mundos que explorábamos contaba con una ambientación distintiva, pues teníamos el mundo del desierto, el de hielo, el mundo acuático y por supuesto, el que más recuerdo: el mundo gigante, donde nos enfrentábamos a versiones gigantescas de los ya clásicos enemigos. Así mismo, al finalizar un mundo, teníamos también el habitual nivel del barco volador que eran especialmente complicados, pues tenían un scroll automático que nos obligaba a avanzar continuamente. Los niveles de bonus se merecen una mención especial pues aportaban variedad a nuestra aventura, a la vez que nos premiaban con importantes objetos que nos serían útiles en niveles siguientes. Estos mini juegos iban desde escoger un baúl al azar, encontrar dos cartas iguales o completar un ítem dividido en tres partes.

Los mini juegos, elemento clave en Super Mario Bros. 3

Los mini juegos, elemento clave en Super Mario Bros. 3

Su apartado sonoro también se merece un especial reconocimiento, con melodías que literalmente se grabaron en mi memoria y que producen mucha nostalgia al momento de escucharlas. Cada mundo contaba con un conjunto de pistas muy rico y variado, que contribuían a la inmersión en cada nivel que explorábamos. Y junto con la música, los efectos de sonido también aportaron su parte para redondear una experiencia completísima,  que no hacían más que enriquecer muchísimo la ambientación junto con la parte gráfica y de jugabilidad.

Jugar a SMB 3 fue realmente una gran experiencia, pues juntaba tantos elementos genialmente diseñados, que se acoplaban muy bien entre sí, para entregarnos un título que cambió para mejor todo lo que se había visto antes en plataformas. Estábamos ante un título extenso, muy complicado por momentos y con fases realmente muy bien construidas, que suponían un verdadero reto al jugador. Al ser un título de desarrollo no lineal, tenía muchísimas posibilidades para ser rejugado, para explorar una a una cada una de sus fases y descubrir la gran cantidad de secretos que escondía. Incluso hoy en día es un juego que se sigue disfrutando tanto como el primer día, una verdadera obra maestra del videojuego que se ha ganado un puesto entre los más grandes.

7 Comentarios

  1. Y asi fue como este juego, fue el primero que yo desee cuando era un cachorrito. En esa epoca, yo solo tenia un comodore que ni siquiera era mio xD
    Y tenia un amigo que tenia las NES… lo veia bastante a menudo y solo jugaba al juego de wrestling de la epoca. No estaba mal.
    Mi padrino, que era donde yo jugaba a la Nes, tenia el primer mario bros… y si, me gustaba. Pero este siempre fue el juego que quise jugar, tranquilamente y con todo el tiempo del mundo desde que lo vi en una maquina recreativa.
    Tengo que admitir, que sobre todo lo queria jugar por el traje de mapache.

    Mas adelante ya tuve el mario all stars. Y si bien encontre un sustituto con el Mario World, este fue el juego al que mas le di de ese cartucho.

    Pero no fue lo mismo, queria jugarlo en un momento concreto xD. Con este juego mis ojos lanzaban estrellitas :_(.

  2. Pues yo de pequeñito tenia mi Snes y poco mas ya que por aquella epoca yo salia a la calle y jugaba al futbol con mis amigos (ahora lucho por respirar en mi sofa XDDD).

    Y en esa Snes tenia pocos juegos, el Contra era chunguisimo y casi siempre acababamos jugando al Super Mario Bros 3 ^^

    Me encantaba y encanta el traje de mapache, coger carrerilla y volar volar y volar xD Juego grandioso que hay que jugar una vez en la vida como minimo y volver a rejugar de vez en cuando por que los años no pasan por esta entrega del fontanero ^^ Un saludo ^^

  3. Sobre la linealidad, sí es un paso adelante notable, pero en el primer SMB ya estaban los warp zones para saltarse niveles.

    Y una cosa curiosa de este juego es que Miyamoto se planteó un traje de centauro para Mario. No preguntéis por qué xD

    Ah, también fue una innovación el uso de dos scrolls simultáneos. Hasta entonces los juegos avanzaban en scroll vertical o lateral, pero nunca en ambos a la vez. Gracias a eso pudimos ¡volar libres! ^_^

    Acabo de pensarlo tras leer el comentario de arpiman. Creo que este es de los primeros juegos en los que volé. Ahora mismo, ahora mismo, sólo me vienen a la cabeza un par de juegos más donde se volara, aunque de forma más “artificial” (Totally Rad y Faxanadu).

  4. Porqueria de juego.
    Recuerdo verlo en tiendas y comerciales y ya con
    7 años descostillarme de risa al ver q todos querian jugarlo.
    Es a este juego al que le debemos la decadencia de
    Juegos de actualudad.
    Con todas sus novedades en jugabilidad no podria ni
    Por milagro superar a doom 1 .
    Bodrio, facilon, repetitivo, cuadrado y limitado.
    Veredicto: una cagada

  5. Pingback: Super Mario Bros: El famoso fontanero de Nintendo cumple treinta años

¿Te gustó lo que leíste? Anímate a dejarnos tus impresiones y comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s